Música, fotografía y... ¡aviación! El encuentro de pasiones a bordo de una aeronave

Hace diez años, el ecuatoriano José Julián trabaja para LATAM. Antes, como tripulante y ahora como coordinador de atención al cliente en su país, Ecuador. En una década, aviones y viajes lo han reunido con sus pasiones: la música y la fotografía.

 

images

Cuando era jefe del servicio de bordo de la flota A320, el ecuatoriano viajaba por Miami o Lima, Santiago o Guayaquil. En su tiempo entre vuelos, aprovechaba para ir a shows y conciertos. “Soy un melómano”, define. No apenas por su interés pero también por la aptitud para las notas de la guitarra y el bajo, sus instrumentos favoritos.

 

La vida itinerante también le servía para registrar su camino, con su cámara: “la fotografía te permite eternizar instantes”, dice. “Cuando volaba, me gustaba salir por la calle y capturar imágenes de las personas, de los lugares y del estilo de vida que me rodeaba.”

 

images

A esa modalidad, que registra a las personas y el espacio que las rodea, se le llama fotografía de calle — y es su preferida. Julián admite tener cierto interés por las personas. Ha sido eso lo que lo llevó a estudiar turismo en primer lugar, y a conquistar su espacio, hace tanto tiempo, en contacto con los pasajeros de LATAM.