Entre Darth Vader y Mickey Mouse:

un paseo en Disney para grandes y chicos

image

No sólo los niños aman a los parques temáticos de Florida. En un paseo de tres días, montaña rusa con música de fondo de Aerosmith, un simulador de vuelo en una nave de Star Wars, y restaurantes y tiendas que forman parte de la  entretención de grandes y chicos

Día 1: Epcot y Disney’s Hollywood Studios

El recorrido comienza en el parque que representa varios países del mundo. A continuación,, una passada por el complejo dedicado al universo del cine

images

World Showcase (Epcot)

Las horas pasan rápido al pasear por los 11 pabellones del World Showcase, cada uno de un país. Calaveras de colores en México, templos en China y pequeños castillos vikingos en Noruega recrean un ambiente de cuentos. 

images

Spice Road Table (Epcot)

El restaurante queda en Marruecos, con sus calles tortuosas y carpas al estilo de un mercado persa. El costillar de cordero es tan rico que dan ganas de pedir otro, algo inusual en una ciudad que es famosa por sus abundantes porciones de comida.

images

Les Halles Boulangerie-Patisserie (Epcot)

Próxima parada, el postre. La dosis de azúcar entra a la lista de los lindísimos pasteles de Les Halles Boulangerie-Patisserie, en el pabellón de Francia.



images

Star Wars (Disney’s Hollywood Studios)

Todo el nuevo sector de la franquicia de películas se encuentra en el Hollywood Studios. Entre sus atracciones destacan un simulador de vuelo y un espectáculo pirotécnico con los personajes.

images

Rock ‘n’ Roller Coaster (Disney’s Hollywood Studios)

La montaña rusa de Aerosmith y el ascensor The Twilight Zone Tower of Terror suelen tener enormes filas. Para evitarlas, se recomienda reservar un FastPass por My Disney Experience, aplicación que facilita la vida en los parques, disponible para iOS y Android.

images

Fantasmic! (Disney’s Hollywood Studios)

El espectáculo de luces y chorros de agua, dirigido por Mickey, ilumina la noche y anima al público. La atracción final corre por cuenta de los fuegos artificiales Symphony in the Stars que retoman la temática de Star Wars y acompañan los sonidos de la emocionante banda sonora de la película.

Día 2: Disney Springs

Entre ciudadela y shopping al aire libre, este sector de Disney es un respiro muy bienvenido entre un maratón de parques y otro.

images

World of Disney

Entre las calles apiñadas de tiendas está la fantástica World of Disney, principal dirección para comprar ropa, juguetes y otros productos oficiales.


images

Chapel Hats

Esta encantadora tiendita pasaría inadvertida si no fuese por las rumas de fedoras, panamás y floppy hats. Sí, los vendedores están dispuestos a explicar qué significa cada uno de esos nombres.

images

Amorette’s Patisserie

En esta dulcería, el chocolate caliente cremoso viene en tamaño shot y se puede acompañar con un mini cheesecake de limón o un éclair de chocolate.


images

Mickey’s Pantry

Es un lugar divertido para decorar la cocina: tazas, platos, cubiertos, ollas y todo lo que se pueda imaginar de los personajes. 

images

Morimoto Asia

El restaurante, muy de moda, cuenta con la iluminación proporcionada por las decenas de lámparas que cuelgan del techo. En el menú, un mix de sushi, ramens, pato Pekín y una respetable carta de sakes.

Día 3: Disney’s Animal Kingdom Theme Park y Magic Kingdom Park

Un parque celebra la naturaleza; y el otro, la fantasía. Juntos, proporcionan un día mágico.

images

Tusker House (Disney’s Animal Kingdom Theme Park)

El restaurante ofrece el desayuno más americano que puedas imaginar, con waffles en forma de Mickey, panqueques con chips de chocolate, tres tipos de yogures, tocino, pasteles, pan y un sinfín de opciones más. 

images

Kilimanjaro Safári (Disney’s Animal Kingdom Theme Park)

Un auto abierto recorre la selva. De la nada, la conductora comienza a anunciar la presencia de los habitantes del lugar: rinocerontes, jirafas, elefantes, gorilas y hasta leones continúan con sus vidas como si no estuviéramos allí.

images

Expedition Everest (Disney’s Animal Kingdom Theme Park)

Envuelta en un grandioso escenario, la montaña rusa –una de las más extremas del complejo Disney– entra y sale de cavernas y atraviesa cumbred nevadas.


images

Main Road (Magic Kingdom Park)

La vía arterial del Magic Kingdom reúne tiendas y restaurantes alucinantes. Es el lugar donde se vuelve a ser niño: comer hot-dogs en el Casey’s Corner, comprar orejas de Minnie y emocionarse con el desfile Festival of Fantasy Parade.

images

Seven Dwarfs Mine Train (Magic Kingdom Park)

Se reemplazan las ganas de subir a una última montaña rusa por esta adorable atracción, que reproduce la mina de los Siete Enanitos de Blanca Nieves.

images

Be Our Guest (Magic Kingdom Park)

El restaurante más concurrido de Disney está inspirado en el salón de baile de La Bella y la Bestia, con nieve que cae a través de las ventanas y armaduras que conversan entre si.

Agradecimientos: Walt Disney World Resort